México, ALICE 2013

Cinco experiencias de un congreso
 
En este mes de octubre un grupo de estudiantes y profesores de nuestra Universidad participaron en el II Congreso de Comunicación Política ALICE 2013 en Toluca, México. La profesora de la Maestría en Comunicación Política, Marinela Córdoba, junto con los estudiantes Óscar Ureña, Graciela Mora, Claudia Poblete y Ana Victoria Garro, expusieron sus investigaciones en este foro tan importante a nivel iberoamericano. 4 Ojos conversó con ellos y nos contaron, en primera persona, sobre su participación en Toluca y las experiencias que los marcaron.

Marinela Córdoba

Esta experiencia fue muy motivadora. No solamente por ser los únicos representantes de Centroamérica, sino por la calidad de nuestros aportes y la calidad de las exposiciones en la mesa. El auditorio en el que expusimos estaba lleno y tuvimos una excelente interacción con los asistentes. Considero que la participación de Costa Rica y de la Universidad Federada San Judas Tadeo debe crecer más en este tipo de congresos. Es una gran oportunidad para acrecentar la investigación en nuestro país.


En cada ponencia a la que asistimos podíamos preguntar, comentar, interactuar con ellos. Incluso, pudimos conversar con algunos en los espacios libres y estrechamos relaciones. Esta experiencia significó una gran oportunidad de crecimiento personal y académico, así como de proyección.

Por eso yo les recomiendo, a los que deseen participar en este tipo de congresos, que pierdan el miedo a realizar investigación, sea para el trabajo comunal universitario o sea para las tesis de grado. Ambas son oportunidades de generar material que pueden ser de interés para exponer en un congreso internacional como ALICE. Además, tienen que definir un tema que los apasione. Empezar lo antes posible y ser muy rigurosos.
Graciela Mora

Me llamó mucho la atención que, al compartir con expositores de diversos países latinoamericanos y de España, pudiéramos notar que nuestros conocimientos teóricos, e investigaciones sobre la materia de comunicación política y estrategias de campaña, están al nivel de las escuelas iberoamericanas. A pesar de ser estudiantes de la Maestría en Comunicación Política, estábamos conversando con nuestros pares, colegas de otros países.

Esto habla del alto nivel de la maestría que imparte la Universidad San Judas Tadeo y de la capacidad que tenemos para insertarnos en el mercado nacional e, incluso, internacional. Este congreso fue una gran oportunidad para valorar el nivel del conocimiento que se genera en la San Judas Tadeo. Nuestros trabajos tenían un nivel internacional. Los compañeros de la Maestría pueden estar seguros de que estamos a la vanguardia en el estudio de la Comunicación Política.

La experiencia que más me marcó fue la interacción en redes sociales, específicamente en Twitter, del Congreso ALICE. Es una gran posibilidad y oportunidad que aún podemos explorar en Costa Rica. Había una comunidad de participantes, incluyendo muchos de los expositores, que tenían una activa cuenta en Twitter. De hecho, los presentadores daban su cuenta antes de iniciar la ponencia. Eso creó una comunidad ALICE en redes sociales que abría un espacio de discusión directo con los ponentes durante las charlas. Además, como se presentaban exposiciones simultáneas en diferentes aulas y auditorios, era posible enterarse de los temas que se estaban desarrollando en otras mesas. Los interesados en ver la experiencia en redes pueden visitar el hashtag #ALICE2013 en Twitter, les resultará un ejercicio interesante.

Claudia Poblete
Participar en  ALICE,  fue una experiencia extraordinaria. Estar rodeada de personas que hablaban de “comunicación política” fue enriquecedor. Me mostró que estoy en el camino correcto y que la universidad me ha dado las herramientas necesarias para desenvolverme con éxito en este competitivo  grupo.

Escuchar ponencias de autores que han sido referentes durante el estudio de mi carrera profesional fue impresionante, pero más aún, hablar y compartir con ellos, investigadores, consultores y especialistas en comunicación política de todos los países del área Latinoamérica, que al igual que yo, son apasionados de la comunicación político electoral.

Preparar nuestra ponencia fue un reto, pero presentarla frente a muchos jóvenes interesados en el tema, me trajo una satisfacción inexplicable. Mis expectativas fueron superadas y me ilusiona empezar a trabajar nuevamente con el desafío de participar en ALICE el año que viene en Santiago de Compostela, España. Estoy segura que con el apoyo de la Universidad, seremos más y mejores representantes de nuestra institución.
Ana Victoria Garro
A mí me marcó mucho que nuestra ponencia trataba sobre la imagen de la persona joven en la próxima campaña electoral de Costa Rica. Al tratar ese tema en nuestra mesa, estuvimos rodeados de un público joven que se identifico con nuestro trabajo. Preguntaron, comentaron y participaron en cada una de nuestras ponencias. Esa fue una experiencia muy enriquecedora para mí. Y la respuesta del auditorio fue muy gratificante.

Además, este congreso significó una gran oportunidad de compartir criterios y conocimientos adquiridos en las aulas de nuestra Universidad. Al conocer las investigaciones de personalidades importantes en este ámbito, me di cuenta que en nuestra Universidad tenemos un nivel teórico excelente. Tan solo hace falta producir más investigaciones.

Yo les recomiendo a los interesados en participar en el próximo congreso, que expresen su deseo a la Universidad y busquen ayuda con sus profesores para seleccionar un tema e iniciar con una buena investigación.

Óscar Ureña
Mi ponencia era un análisis de la construcción de la imagen de Óscar Arias en su primer discurso ante la Asamblea Legislativa el primero de mayo de 2007. Precisamente, esa investigación se basa en algunos postulados teóricos que plantea el profesor de la Universidad Complutense de Madrid, Javier del Rey Morató.

Dentro del congreso pude conocer a Morató y conversé con él sobre mi investigación y cómo, con sus postulados teóricos, él aportó mucho a este trabajo. En el transcurso de ese breve dialogo me expresó, en varias ocasiones, que le enviara mi investigación al correo, pues quería leerla. Me entregó su tarjeta y me agradeció por mi reconocimiento sincero a su trabajo. Luego tuvo que marcharse para presentar un libro que él había editado. Sin duda esa fue la experiencia que más me marcó en el congreso.
No obstante, el otro momento importante, fue cuando iniciamos nuestras exposiciones y poco a poco el auditorio se fue llenando de jóvenes, en su mayoría, estudiantes de grado de la Universidad Autónoma del Estado de México, que mostraban su interés. Participaron mucho, aclararon sus dudas y expresaron sus comentarios. Me sorprendió que conocieran, al menos básicamente, el ambiente político costarricense. Exponer ante tanta gente interesada fue sumamente valioso.